Friday, December 05, 2008

Una de Martín

En nuestro reciente viaje a Chile, Tesorinho sería presentado al resto de mi familia, a mis cuñados, hermanas y a mis sobrinos. Aunque estos últimos lo conocían por el messenger, la camarita y teléfono, conocerlo en persona fue una experiencia de enamoramiento a primera vista.

Martín estaba loco con Tesorinho. Lo abrazaba, lo miraba, le tomaba la mano, siempre quería irse sentado con él en el carro, quería que Tesorinho lo cargara, comía si Tesorinho le insistía (no importaba que el resto de la familia, como un vía crucis, le hubiésemos dicho "¡Martín come!", si Tesorinho lo miraba y le decía que comiera, entonces Martín comía).

Martín se hizo tan "pana" de Tesorinho que tenía conversaciones "de hombre a hombre" con él y no dejaba que nadie más escuchara lo que ellos hablaban... (después Tesorinho me dijo que eran asuntos de "faldas", ¡Ay mi madre! ¡Con 7 años!)

Al conocerse Martín y Tesorinho, Martín lo bautizó como "Papurri"... Allá en Chile, alguien que se considere "papurri" es alguien chévere, elegante, buenmozo, simpático, es decir, muy buenas características... El mismo Martín tiene en su mail el adjetivo "papurri", y para él su papá también es papurri, aunque es no es de muy alta estatura y de contextura más bien mediana (con barriguita), y la última adquisición de su colección de papurris era Tesorinho.

Creo que Martín se quedó encantado con Tesorinho, por su forma de tratarlo como un igual. También se notó que le llamó la atención los brazos de Tesorinho (que son fueeeertes y lindos) y lo miraba y lo miraba, y se quedaba a veces bobo mirándolo, y siempre quería hacer "gallitos" (pulso) con Tesorinho, para medir fuerzas (vainas que los hombres hacen tan a menudo y más a esa edad) . Le gustaba su compañía pues se sentía "protegido" y ¡bacán!

En fin... un día, pasamos a buscarlos (a mis sobrinos) a casa de mi hermana, y no llevamos abrigo puesto que habíamos salido temprano y no se necesitaba, pero ya entradas las 8 de la noche la tarde se puso bastante fresca y era necesario abrigarse.
Mi hermana me pasó una chaqueta y Tesorinho no tenía qué ponerse, Martín entonces saltó y dijo: "¡Yo voy a buscar algo para prestarle!"

Y en eso, se oye a Martín corriendo por el pasillo, preguntándole a gritos a su papá lo siguiente:
"¿¿¿Papá??? Tienes algo que te quede grande para prestárselo al Papurri?"


7 comments:

La Muela said...

Jajajajaaja ocurrente ese Martin.
Saludos al Papurri y tambien a la Chelu.

lisandro said...

Gracias por la visita a naguaboy

nos estaremos viendo

Liorys said...

Pero que cosa, muy divertida las vacaciones ehhhhh!!!!!

Maria Estilia said...

jajajaaj que frecooo!!! jajajaaja Dios lo bendiga!

Aynek said...

jaja que lindo Martín!!!

chelu, que tengas un lindo fin de semana
besos

DrLacxos said...

jajajajaja, le dijo enano a su papá!!!

Will said...

plop!