Friday, September 01, 2006

Reencuentros

La vida se nos pasa entre encuentros y reencuentros (algunos de esos son "des"-encuentros pero... bah!).

Me re-encontré con mi país natal (Chile, la montaña, Santiago y su gente, el cantadito del hablar, la palabra "weón" en cada frase... jajaja)

Me re-encontré con la familia (Madre, padre, hermanas, cuñados, tías, amigas, amigos y sobrinos por supuesto!)

Me re-encontré con los perritos (el de casa de mis padres y el de mis sobrinos)

Me re-encontré con la casa, con el frío

Me re-encontré con las comidas, con los sabores tan conocidos y tan añorados

Me re-encontré con los tragos, pisco-sour y el infaltable vino chileno (aún no he vuelto a probar la "vaina" que es otro aperitivo usual en Chile... hay muchas recetas, pero todas tienen vino añejo en ellas, y la inexcusable canela)

Me re-encontré con las raíces... y es extraño... porque me siento de aquí, pero también siento que soy una extraña...

Me dicen que el acento cambió... ¿?

Me dicen que las palabras que uso no son comunes... hey!tengo que cambiar y "switchear" mi vocabulario (nevera, estufa y carro... cambiarlas por refrigerador, cocina y auto, etc...)

En fin... muchas cosas que son iguales y a la vez distintas...

Ser un "extraño" en la propia tierra es una experiencia que se debe llevar a cabo con la mayor de las aperturas mentales y si por fin consiguen llevarte al extremo, para salir del paso, aquí siempre puedes responder "shhh que le poní coloooooooor!"

2 comments:

A. Henriquez said...

Estimada,
Que bueno que te re encuentras con tu familia y con tu ambiente chileno. No te sientas extraña en tu propia tierra, mejor siéntete con una mayor confianza para ver las cosas de otra manera…Ya te sentirás como si nunca te hubieses ido, solo disfruta de los buenos momentos con los tuyos que se convertirán en recuerdos que te harán seguir adelante. Mira que te lo digo yo, una dominicana que acaba de regresar de Chile luego de 3 años y estoy en las mismas que tu, pero con paciencia y “vision” me volvere a sentir como antes pero mucho ma mejol pk tengo amigos sensacionales en aquel lado del hemisferio.
Saludos, A. Henriquez

P.D. Y porque Cheluca? Digo si se puede contar

Graciela Saúd S. said...

Hola!

Si, claro! tienes razón, hay que tener paciencia para ajustarse al sitio donde estés... la verdad que se hace difícil a veces, pero con la flexibilidad que te da el saber que estás entre familia, todo se puede!

Lo de "Cheluca" es un derivado de mi nombre Graciela, acá en Chile les dicen Chela, pero mi abuela era la Abuelita Chela, así que yo era Chelita... de Chelita pasé a Cheloca, Cheluca... en fin... mi sobrina exquisita es la que me dice así y así me quedé.

Abrazos desde el fríiiioooo!
Chelu