Thursday, May 15, 2008

Con pequeñas actitudes hacemos grandes marcas



Realmente hay cosas que no se pueden entender...
La gente a veces actúa sin pensar en lo fuerte de las consecuencias de lo que hace...

En esta semana me topé con el vecino (ya saben cual) que tiene su pequeña a la que lleva al colegio por la mañana, osea, no nos topamos, sino que supe que venía bajando la escalera detrás de mí.
El tema es que la bebé iba llorando y refunfuñando... porque quería que él la cargara... claramente la niña ya camina, pero la mayoría de los otros días él la carga, algo a lo que los niños se acostumbran mucho, una forma de cariño, de protección.
Pues ese día, él no la estaba cargando, la niña refunfuñaba... y él le decía que se apurara, que estaban atrasados, y ella pidiéndole que la cargara, él le dice: "No te puedo cargar, pues tengo una camisa blanca"

Coño... tá bien... la camisa es blanca, la mugre o lo que sea que la muchachita pudiese traer en los pies y que podría haberlo manchado, no es nada...


Si tu hijo te babea al darte un beso, es baba de tu hijo pero forma parte del amor!
Si tu hijo te mancha la camisa por abrazarte con las manos llenas de masita de hacer moldes, qué importa!!! Lo que importa es el abrazo, el cariño, lo demás es pendejada!

La niña lloró más duro cuando él dijo lo de la camisa blanca, y adivinen qué... no la cargó... siguió impecable con su camisa... no es por nada, ni por desearle mal, pero hay cosas que sirven para dar lecciones, por ejemplo, me hubiese gustado que le cagara una paloma encima saliendo del edificio, para que se hubiese quedado sin abrazo y sin camisa blanca.

¿Qué marca quedará en la mente de un niño al sentirse rechazado por su padre?


Además él podría cargarla cuidando de no pegarse los pies de la camisa... o no?



(foto de aquí)




10 comments:

Cherrycola said...

las manchas de ellos son las mas lindas!! en verdad q si

ese lo q es es un barbaro!!

lagitti said...

No todo el mudo está equipado para ser padre o madre.

Marino said...

Está científicamente demostrada la no relación estadística entre el color de la camisa y el nivel de estupidez...

Osea, podemos seguir usando camisas blancas, y que se sigan ensuciando...

Laura E. said...

Yo no tengo hijos todavia, pero las veces que he tenido que cambiarme de nuevo o salir sucia por alguna mancha provocada por mi hermanito no han sido ni una ni dos. Y no las cambiaria por nada. Cada una de ellas han llenado mi corazòn y el de el de alegria

Ramielys said...

Se Paso!!!! Pobre Ñiña!!!!

Por lo menos ya no te molesta!

chuchy said...

dice un refran: "Despues que hijo tuve: ni jarta, ni limpia, ni sueño completo". !Que sabrosa es esa babita de tus hijos cuando te besan!gracias a Dios mi esposo era loco con sus hijos, y hasta se dejaba manotear la comida y ensuciar de ellos siempre.aun ahora que son unos viejos le velan el bocado de comida al padre.

LoLa Vasquez said...

Que dolor sintio esa peque..te aseguro que es algo que le picara por muucho tiempo!

OsitaJenni said...

Le tiene que caer una diaerra de paloma cuando vaya por ahi.

B@B@ said...

pobrecita bebe...hahaha disk lo cague la paloma..tu eres seria..hahaha

Alejandro Correa said...

mmm...